Calle Bandonilla, 32

24009 León (España)

Tel: 987 20 23 52

© 2018 Peñacorada International School

NUESTRO PROYECTO EDUCATIVO PLANTEA COMO UN OBJETIVO FUNDAMENTAL FORMAR ALUMNOS BILINGÜES EN ESPAÑOL E INGLÉS.

Bilingüismo con el método Phonics de Oxford

Nuestro proyecto educativo plantea como un objetivo fundamental formar alumnos bilingües en español e inglés.

Contamos con profesoras bilingües con titulación en Infantil y en Inglés y con una profesora nativa, Miss Raquel Louro, dedicada exclusivamente a la etapa de Infantil y los dos primeros cursos de Primaria. Ella es la encargada del proyecto de bilingüismo en Infantil.

PRINCIPIOS METODOLÓGICOS DE LA ENSEÑANZA DEL INGLÉS EN INFANTIL

Input lingüístico adecuado

El aprendizaje de una lengua extranjera en los niños de la etapa de Infantil es muy semejante al proceso de adquisición de la lengua materna. El niño deberá entrar en contacto con un lenguaje sencillo, pero natural, que no se limite a unas pocas palabras de vocabulario específico, sino que constituya una herramienta con la que acceder a la realidad que le rodea. En otras palabras, tan importantes son las frases que marcan el quehacer cotidiano en el aula de inglés como las que aparecen en las unidades de los materiales de clase.

Rutinas de clase

 

Una de las bases de los materiales de clase son las rutinas que se integran en el curso para desarrollar tanto la competencia sociocultural (los niños aprenden qué pueden esperar de su clase y qué se espera de ellos) como la competencia lecto-escritora (los niños adquieren una serie de estrategias para entender, desarrollar y demostrar su competencia). Todas las lecciones presentan idéntica estructura, que se va completando con distintas versiones de los mismos tipos de actividades.

Para la enseñanza de phonics es esencial tener unas rutinas establecidas ya que hay que enseñar a los niños una gran cantidad de código alfabético. Cuanto más simples y sistemáticas sean las rutinas de enseñanza, mayor probabilidad de aprender tendrán los niños con más dificultades y más disfrutarán con el aprendizaje y las lecciones, y conseguiremos mejor rendimiento.

El programa propone dos rutinas fundamentales, una para practicar la mezcla de sonidos (blending) y otra para el proceso contrario, la segmentación de palabras en sonidos (segmenting).

Ambas consisten en seguir con los dedos de la mano izquierda los sonidos y grafemas identificados, de forma que el alumno asocia la dirección del movimiento de los dedos de la mano, con la dirección de escritura en inglés, de izquierda a derecha. El método también propone rutinas para aprender la correspondencia entre letra/s y sonidos a través del Alphabetic Code.

Además, a diferencia de otros programas de phonics, en el programa Floppy’s Phonics hay tiras de sonidos, llamadas, ‘say the sounds’ en los Books, en el CD-ROM, en el Activity Book y en los posters, de forma que el alumno puede practicar la rutina de repetición de los sonidos aprendidos de forma independiente y repetitiva, y no solo a través de las Flashcards del profesor.

Actividades cortas

La capacidad de atención y de concentración de los niños en la Educación Infantil es bastante limitada, lo que se ha tenido muy en cuenta a la hora de elaborar la secuencia de actividades propuestas en los materiales de clase. Conviene no dedicar demasiado tiempo a una determinada actividad e impartir las clases de modo que las actividades se sucedan rápidamente. Por este motivo, se recomienda no dedicar más de diez minutos a cada una de ellas.

El período de silencio

Al comienzo de su aprendizaje, muchos niños se encuentran en lo que los lingüistas denominan «período de silencio». En esta fase rehúsan hablar en inglés; sin embargo, lo oyen todo y utilizan lo que oyen para estructurar sus nociones sobre el funcionamiento de este nuevo idioma. Es más importante ofrecerles numerosas oportunidades para que comprendan cómo funciona el idioma que insistirles en que produzcan determinadas palabras o frases. Para ello, les proporcionaremos distintas posibilidades de respuesta según los diversos tipos de aprendizaje de cada alumno. De este modo, si les planteamos una pregunta, les brindaremos la oportunidad de demostrar que nos han entendido a través de una respuesta física. Por ejemplo, podemos pedir a los niños que se pongan de pie, que levanten la flashcard con del sonido que hemos indicado. Imitando la manera en que se adquiere el primer idioma, les proporcionaremos respuestas positivas para comunicarse.